Preguntas Frecuentes

  • 1

    Los piojos son parásitos muy pequeños que habitan en la cabeza de los seres humanos. Para vivir y desarrollarse se alimentan de pequeñas cantidades de sangre del cuero cabelludo, y para reproducirse dejan sus huevos (liendres) pegados al pelo. Las liendres, tienen un tamaño menor a 1 mm y se adhieren firmemente al pelo mediante una sustancia pegajosa (“cemento”), a menos de 1 cm. del nacimiento del pelo. El lavado y el cepillado no las remueven. Se localizan principalmente detrás de las orejas o en la nuca. Las hembras ponen entre 5 y 10 huevos por día. Los piojos son la segunda afección más común entre los niños, sólo superada por el resfrío.

  • 2

    Hay tres formas de piojos: los huevos (liendres), las ninfas (larvas inmaduras e incapaces de reproducirse) y los piojos adultos. 

    Las hembras adultas de los piojos depositan los huevos en la base de los cabellos. Tienen forma ovoide y son muy difíciles de ver porque son muy pequeñas y se adhieren firmemente al cabello. Son de color amarillo o blanco y algunas veces parecen tener el mismo color del cabello de la persona infestada. Suelen confundirse con caspa, descamaciones de la piel o gotas de spray para el cabello. Las liendres tardan en madurar de 10 a 14 días después de eclosionar. Las que tienen probabilidades de romper su envoltura para dar nacimiento al piojo (eclosionar) por lo general se localizan a no más de 1 centímetro de la base del tallo del cabello.

    La ninfa es un piojo joven que se origina cuando eclosionan las liendres. Tienen el aspecto de un piojo adulto, pero son más pequeñas. Las ninfas se convierten en piojos adultos aproximadamente entre 10 y 14 días.

    El piojo adulto tiene un tamaño de 2 a 3 milímetros, posee 6 patas y su color es entre grisáceo y blanco. Para sobrevivir, los piojos adultos necesitan alimentarse de sangre. Un piojo adulto puede vivir unos 30 días en la cabeza de la persona, pero morirá en uno o dos días si se desprende de esta. El piojo hembra es por lo general más grande que el macho y puede poner hasta 10 huevos por día.

  • 3

    Se debe sospechar cuando se queja continuamente de picazón en la cabeza y se rasca insistentemente. La confirmación se obtiene cuando se inspecciona la cabeza, especialmente en la nuca o detrás de las orejas, y se nota la presencia de piojos y/o liendres. Para encontrar los piojos vivos es útil usar una lupa y un peine de dientes finos. Si no se ven piojos moviéndose, pero se encuentran liendres adheridas firmemente a la base del tallo del cabello, esto puede hacer sospechar que hay infestación. Las liendres que están adheridas a más de 2 centímetros y medio de la base del tallo del cabello casi siempre están muertas o ya eclosionaron.
    Las liendres a menudo se confunden con otras partículas en el cabello, como caspa, gotas secas de spray o polvo.

  • 4

    Se debe revisar la cabeza al menos una vez por semana, usando un peine fino, para tomar a tiempo la infestación e impedir que el número de piojos se multiplique rápidamente. Tenga en cuenta que una hembra adulta puede poner entre 5 y 10 huevos por día.

  • 5

    Es esencial evitar, en la medida de lo posible, el contacto directo de cabeza a cabeza y el compartir peines o cepillos. Una de las mejores formas de evitar el contagio es aplicar cada día un repelente para piojos. Los repelentes ahuyentan los piojos y evitan que aniden y se reproduzcan. Puede elegirse un repelente de larga duración de acción (8 horas) y sin olor.

  • 6

    Los repelentes modernos, especialmente el Hexa Repelente de piojos a base de IR 3535, son muy eficaces y de larga duración de acción. Los más antiguos a base de extractos de plantas (Cuassia amara, etc.) son menos efectivos y de corta duración de acción (sólo un par de horas).

  • 7

    No. Solo sirven para evitar el contagio y/o prevenir la reinfestación por lo que deben aplicarse cuando el cabello se encuentra libre de piojos y liendres.

  • 8

    La permanencia de los piojos en el cuero cabelludo hace que los niños se rasquen continuamente, y este rascado puede producir irritación e inflamación del cuero cabelludo y pequeñas lastimaduras que pueden infectarse. Además, si se tarda en detectarlos, pueden multiplicarse rápidamente en gran cantidad.

  • 9

    Se debe evitar el contacto de cabeza a cabeza con el infestado e inspeccionar la ropa, toallas, gorros, etc., que puedan haber compartido. Siempre que sea posible, se debe lavar la ropa del infestado a una temperatura superior a los 60 grados. En el caso de los niños, de ser posible, se pueden cerrar herméticamente en una bolsa durante 48 horas los juguetes y peluches del niño infestado ya que los piojos no sobreviven más de 48 horas fuera de la cabeza. Los peines, horquillas y cepillos deben sumergirse en agua hirviendo.

  • 10

    Una vez realizado el tratamiento, el niño puede ir al colegio. Es conveniente que los padres informen al colegio del caso de su hijo, para evitar más contagios.

  • 11

    Se debe procurar que vayan siempre con el cabello recogido con colitas, trenzas o moños, ya que a los piojos les resulta más fácil pasar a las cabezas que tienen el cabello largo y suelto.

  • 12

    Es muy importante repetir el tratamiento para asegurarse que se eliminaron todos los piojos y liendres. Dado que los huevos eclosionan luego de 1 semana, es importante repetir los tratamientos a los 7 días, para asegurarse que cualquier piojo que haya eclosionado después del primer tratamiento haya sido erradicado.

  • 13

    Un tratamiento es considerado completo cuando se cumplen todas sus etapas. Hexa Fast es un piojicida moderno recomendado ya que es siempre 100 % efectivo, no se absorbe por la piel, no es tóxico y, a diferencia de los productos con pesticidas, no genera resistencia. Carece de solventes o aditivos potencialmente irritantes, por lo que es muy bien tolerado por niños de corta edad o las personas con piel sensible.

     

    Las etapas del tratamiento con Hexa Fast son:

    Aplicar sobre el cabello seco y distribuir de manera uniforme con los dedos, o peine, desde las raíces hasta las puntas. Asegurarse de cubrir totalmente el cabello y el cuero cabelludo.

    Dejar actuar al menos 15 minutos y retirar mediante un lavado con shampoo de uso habitual. Puede ser necesario más de un lavado para remover totalmente el producto.

     

    Se recomienda repetir la aplicación siete días después para eliminar las liendres residuales que pudieran eclosionar.

  • 14

    No, se debe aplicar el tratamiento pediculicida a toda la familia, ya que es muy fácil el contagio en casa a través peines, cepillos, ropas, almohadas o fundas del sofá.

  • 15

    Los piojos pueden volver porque el tratamiento no ha sido aplicado correctamente, tal como se indica, o porque se ha producido un nuevo contagio (reinfestación).

  • 16

    No, la mayoría de los tratamientos están destinados a eliminar a la población de piojos adultos y no eliminan las liendres.

  • 17

    Las liendres o huevos del piojo se adhieren al pelo mediante un cemento que permite que la liendre esté pegada al pelo hasta el momento de su eclosión. Por este motivo, es muy importante pasar un peine fino (peine para pediculosis) preferentemente metálico, después de aplicar el tratamiento.Esta es la única forma de eliminar las liendres, pero se debe repetir esta operación cada 2 o 3 días, durante 3 semanas como mínimo.

  • 18

    Al enjuagar el cabello, podemos agregar en el agua del enjuague un chorro de vinagre, ya que éste ablanda el pegamento que tienen las liendres y provoca que se desprendan con mayor facilidad al pasar el peine fino. La proporción para realizar este enjuague final debe ser de una parte de vinagre por dos de agua. El vinagre deja al pelo brillante, pero su olor puede resultar desagradable.

  • 19

    Se deben sumergir en agua caliente. Los piojos son muy sensibles a la temperatura. No resisten más de 60 grados durante algunos minutos.

  • 20

    Uno de cada cuatro niños en edad escolar, contrae piojos. Los piojos contagian más a los niños de entre 3 y 10 años, porque a estas edades es cuando hay más contacto físico entre ellos. Sin embargo, nadie está a salvo de contraer piojos por lo que su prevención es más que necesaria.

  • 21

    De los tratamientos tradicionales, es el único que ha demostrado su eficacia para la extracción mecánica de las liendres y piojos. Su acción por si sola es limitada, pero en asociación a un pediculicida, es altamente eficaz. Además, su uso rutinario permite al familiar hacer un control post-tratamiento, detectando precozmente los casos de tratamientos mal aplicados o reinfestaciones.

  • 22

    No se debe aislar al niño que tenga piojos. Esta práctica margina al niño y puede afectar a su autoestima. Luego del tratamiento lo único que se debe hacer es orientar al niño para evitar el contacto físico con otros niños, avisar al colegio, vigilar y tratar el problema.

  • 23

    El piojo llega a la cabeza y se agarra a un pelo, donde se alimenta chupando la sangre del cuero cabelludo. Las hembras ponen huevos (liendres), que se sujetan a un pelo mediante una sustancia pegajosa (“cemento”), a menos de 1 cm. del nacimiento del pelo.

  • 24

    La liendre tiene forma ovalada de color blanco que se distingue de la caspa porque está muy agarrada y sujeta al pelo. De estos huevos sale el piojo que pronto se hará adulto y comenzará a picar y a poner más huevos.

  • 25

    Los piojos pasan de una cabeza a otra de una manera muy fácil. Por eso se recomienda lavar con frecuencia el pelo, peinarlo y cepillarlo diariamente. Limpiar peines y cepillos con frecuencia. No intercambiar peines, gorros, horquillas, etc.

  • 26

    Se recomienda usar Hexa Fast el más moderno y efectivo tratamiento. Los piojos tienen en el abdomen y el tórax una serie de orificios, llamados espiráculos (“respiraderos”) por donde se elimina agua y entra aire, que llega hasta todas las células del cuerpo a través de un conjunto de canales que se ramifican en conductos cada vez más pequeños.
    Hexa Fast actúa de forma externa; encapsula piojos y liendres, penetra en su interior bloqueando sus espiráculos e impide así el intercambio de oxígeno y líquidos con el exterior, provocándoles la muerte por asfixia.

  • 27

    No se conocen casos de transmisión de enfermedades por estos piojos, aunque pueden ser molestos porque causan picazón y dificultan el sueño. A veces, la picazón puede hacer que la persona se rasque demasiado, lo que hace más probable la infección de la piel.

  • 28

    Los piojos se propagan más frecuentemente a través del contacto directo con el cabello de la persona infestada. Puede haber una transmisión por el contacto con objetos inanimados o pertenencias personales, pero esto no es muy común porque a estos parásitos les resulta difícil fijarse a superficies suaves o resbalosas como el plástico, el metal, las pieles sintéticas lustradas y otros materiales similares.

  • 29

    Los piojos adultos y las ninfas (piojos jóvenes) sobreviven solo pocas horas (24 a 48) si no están en una cabeza humana para alimentarse de su sangre. Las liendres (huevos de los piojos) generalmente mueren si permanecen una semana afuera de un humano. Por estas razones, existe un riesgo extremadamente mínimo de transmisión de piojos a través de una peluca o una extensión de cabello, si han pasado 48 horas desde que la usó una persona infestada de piojos.

  • 30

    Si bien los piojos pueden sobrevivir debajo del agua durante varias horas, es poco probable que se transmitan a través del agua porque se adhieren firmemente al cabello humano y no se sueltan si su hospedador se sumerge en el agua. El cloro de una piscina no mata a los piojos. Los piojos pueden propagarse a través de las toallas u otros artículos que hayan estado en contacto con el cabello de la persona infestada, aunque este tipo de transmisión no es muy común. A los niños se les debe enseñar a no compartir toallas, cepillos para el cabello y artículos similares, ya sea en el área de la piscina o en los vestidores.

  • 31

    Un tratamiento puede fallar si no se siguen al pie de la letra las instrucciones para el tratamiento utilizado. Por ejemplo, si no se aplica un segundo tratamiento, o se repite el tratamiento demasiado pronto después del primero, antes de que todas las liendres hayan eclosionado y se pueda matar a todos los piojos recién nacidos, o si se repite el tratamiento demasiado tarde, cuando los piojos han incubado de nuevo. Otra causa de fracaso es que los piojos pueden volverse resistentes al tratamiento con pediculicidas tradicionales. Hexa Fast ofrece una solución a la pediculosis ya que los piojos no se acostumbran a su fórmula. También puede ocurrir que no haya fallado el tratamiento, sino que se haya producido una reinfestación.

  • 32

    Generalmente, no se deben aplicar pediculicidas tradicionales a los menores de 2 años. Con Hexa Fast el tratamiento puede realizarse a partir de los 6 meses.

  • 33

    Muchos productos que se utilizan para tratar piojos son pesticidas que pueden pasar a través de la piel y provocar toxicidad. Por lo tanto, los pediculicidas tradicionales se deben usar con precaución y solamente en la forma indicada. Hexa Fast es una alternativa no tóxica y 100% efectiva.

  • 34

    Debido a que los pediculicidas no matan todos los huevos que se hallan en distintos estadios evolutivos, se recomienda la extracción con un peine fino de las liendres adheridas al cabello.

  • 35

    No. Los pediculicidas tradicionales pueden ser tóxicos si se inhalan o se absorben por la piel y es suficiente con hacer la limpieza habitual de la casa, como pasar la aspiradora en alfombras, tapetes, muebles, asientos de automóvil y otros artículos forrados de tela, así como lavar la ropa de cama y las prendas usadas por una persona infestada. Solo se necesitan lavar los artículos que han estado en contacto con la cabeza de la persona infestada en las 48 horas anteriores al tratamiento.

  • 36

    La infestación por piojos es más frecuente en niños que van a centros de cuidados prescolares y escuelas primarias. Los piojos se propagan por el contacto directo con el cabello de una persona infestada. Cualquier persona que esté en contacto cercano de cabeza con cabeza con otra persona que ya tiene piojos corre mayor riesgo.